Consejos para tener sexo lésbico por primera vez

La primera vez que tienes sexo lésbico puede ser bastante intimidante. No importa cuán segura estés, o cuánto porno lésbico hayas visto (lo cual por cierto, es muy poco realista), todas las vaginas son diferentes y, por lo tanto, les gusta ser estimuladas de diferente manera.

Pero afortunadamente has venido al lugar correcto: si necesitas un consejo sobre cómo tener relaciones sexuales con una chica, esto es lo que debes saber. Desde cómo vencer los nervios hasta posiciones que puedes probar.

Usa tu intuición

Sé que estás pensando, “¿Cómo diablos voy a saber qué hacer?” Y eso es totalmente normal. Si anteriormente has tenido parejas sexuales masculinas o que tienen pene, eso puede ayudar a informarte bastante de lo que hace, pero aún así puede parecer inusual dar lo que has recibido anteriormente.

La buena noticia es que, aunque los consejos y trucos son útiles, el sexo sigue siendo en gran medida intuitivo independientemente de los géneros o cuerpos entre los que se encuentre. Puede que te sorprendas …

Comunicarse ….. constantemente

Desafortunadamente, los encuentros sexuales no vienen con un mapa incorporado. Depende de tí y tu pareja sexual tener las conversaciones y sentar las bases. Entonces, una vez que hayas repasado algunos consejos básicos sobre el sexo lésbico, simplemente hablar claro de antemano, es una excelente manera de establecer lo que ambos hacen y lo que no quieren probar el uno con el otro.

¿Durante el sexo? Nunca tengas miedo de decir que has cambiado de opinión acerca de algo, y también escucha con atención lo que te digan. Confiar en tus instintos y en los demás es una parte crucial del sexo placentero.

Masturbarse para practicar

Si te apetece hacer los deberes, no hay mejor manera de practicar que la masturbación. Si sueles hacerlo de manera regular, genial. Sino es así, quizás ahora sea el momento de aprender a masturbarte como un profesional. No te asustes si no te funciona, el sexo en solitario no es para todos.

Otra buena forma de aprender más sobre vaginas y clítoris es colocando un espejo entre tus piernas y mirándote a ti misma.
Las vulvas de las personas varían en apariencia (así que no te sorprendas si la de tu pareja no se parece mucho a la tuya), pero profundiza un poco más y encontrarás que las partes importantes generalmente se encuentran en un área similar.

Piensa en las tetas

Nunca olvidaré la primera vez que tuve un par de tetas que no eran mías para jugar. Mi mente se quedó totalmente en blanco y moví mis manos con entusiasmo hacia ellas. No fue mi mejor actuación sexual.

A algunas personas no les gusta que les toquen las tetas, pero si el juego con los pechos y los pezones está en la agenda, como guía general, empieza con suavidad: los pechos de algunas personas son mas sensibles que otros. Tócalos con delicadeza, traza suavemente con los dedos, bésalos suavemente…. intenta no agarrarlos. Si todo va bien, intenta lamer sus pezones, utilizando movimientos circulares intercalados con succión (no demasiado fuerte).

El clítoris

La estimulación del clítoris es la forma en que la mayoría de las mujeres y las personas con vagina logran el orgasmo, pero el cuerpo y el clítoris de las mujeres son diferentes: algunas personas disfrutan de una fricción muy rápida directamente en el clítoris, mientras que otras disfrutan frotándose lentamente. No te desanimes si tienes que pasar por un poco de prueba y error con una nueva pareja.

Prueba con la penetración

¿Lista para entrar? Empieza con un dedo y aumenta – empujar con cuatro a la vez, a menos que te lo pida específicamente, es mala idea. También debes asegurarte de estar atenta a lo que hacen tus otros dedos: los pulgares que se clavan en los muslos arruinan el estado de ánimo. Aumenta la velocidad lentamente.

La estimulación del punto G hace que algunas personas disfruten, mientras que otras son indiferentes o incluso puede desagradar la sensación de que lo toquen. Estás pensando “Valé, pero ¿donde está ese punto G?”. Si metes tu propio dedo dentro de ti y lo enganchas como si estuvieras llamando a alguien, se sentirá un poco esponjoso. Es más fácil para algunos que para otros encontrarlo, así que paciencia. Mueve tu dedo(s) sobre ella y mira haber que pasa…

Si prefieres usar un vibrador del punto G para estimularlo (y el clítoris al mismo tiempo si te sientes realmente generoso), mira lo siguiente.

SVAKOM IRIS VIBRADOR ESTIMULADOR PUNTO G Y CLITORIS
SVAKOM IRIS VIBRADOR ESTIMULADOR PUNTO G Y CLITORIS

62,88€

Dar sexo oral

Esta parece ser la parte que más asusta a los amantes de la vulva por primera vez. También es el aspecto más difícil del sexo de chica con chica y de vulva sobre vulva dar un consejo claro y único para todos: ¡lo siento! Nuevamente, comenzar lentamente es un buen plan.

Separa suavemente sus labios mayores y lame desde la entrada vaginal al clítoris (esto tiene el beneficio adicional de darte la oportunidad de encontrar el clítoris si tienes problemas).

Lamer hacia arriba y hacia abajo los labios mismos. Concéntrate en el clítoris y lame alrededor con un movimiento circular. Vete variando la presión. Insertar un dedo (si la otra persona está de acuerdo con eso) al mismo tiempo agrega un escalofrío adicional para algunos. La prueba y error es a menudo el mejor plan antes de saber qué le gusta a tu pareja.

Usa protección

Recuerda que es posible contraer enfermedades de transmisión sexual por sexo vulva sobre vulva. Este tipo de relaciones pueden transferir vaginosis bacteriana, herpes oral, VPH y, mas raramente, tricomoniasis y hepatitis.

Para tener sexo oral más seguro, se pueden colocar pequeños cuadrados de latex llamados protectores dentales sobre los genitales. Sugerencia util: un condón con hendidura abierta funciona igual de bien.

Puedes obtener algunos protectores dentales que saben muy bien y te mantienen protegida.

¿Y los orgasmos?

Como sin duda sabrás, las mujeres generalmente tardan más en llegar al orgasmo que los hombres, así que no te desesperes.

Nunca podré enfatizar lo suficiente que un orgasmo no es el final de una experiencia sexual satisfactoria y, por supuesto, cuanto más relajada estés, más probabilidades tendrás de lograrlo en el futuro.

Deja un comentario